sábado, 26 de noviembre de 2022

PASEOS ORNITOLÓGICOS

    Durante la pandemia del Covid 19 tuvimos que reinventarnos para poder seguir haciendo actividades que no concentraran a grupos de personas en espacios reducidos o donde no se pudiese cumplir la distancia de seguridad, y para ello descubrimos los "paseos ornitológicos". Esta actividad consiste en realizar rutas caminando por lugares donde abunden las aves e intentar identificarlas, haciendo además listas de EBird para dejar registradas nuestras observaciones. Poco a poco, lo que empezó como una alternativa para "uso interno" se ha convertido en una excelente herramienta para atraer a los aficionados a las aves y hacer una labor divulgativa de la relevancia ornitológica de Ceuta.

   Además de las rutas que semanalmente hacemos algunos componentes de la asociación, el sábado 26 de noviembre decidimos realizar una actividad abierta a socios y simpatizantes, organizando un paseo por la costa norte de Ceuta.




   Iniciamos el recorrido en la Playa del Trampolín, lugar donde es fácil encontrar pequeños grupos de Gaviotas reidoras, cabecinegras y patiamarillas, además de Charranes patinegros.





   Al comprobar la presencia de dos Charranes patinegros anillados (uno sólo con metálica), nos entretuvimos algo más de la cuenta en hacer fotos, intentando leer los códigos.

J58 - 26/11/2022

     Se trata de un ejemplar anillado en Países Bajos el 19/05/2021 con edad Euring 4 (adulto para esta especie), y que ya se observó en Ceuta el año pasado, el 04/12/2021. Es su segundo invierno consecutivo visitando nuestras costas.

    Iniciando la ruta, pronto aparecieron los primeros limícolas (Vuelvepiedras, Zarapito trinador y Andarríos chico), una Lavandera cascadeña y una Garceta común, que fue "persiguiéndonos" durante gran parte del recorrido.




   Continuamos el recorrido e hicimos una parada en Punta Bermeja, donde hay un panel con las especies habituales que se suelen ver en la costa. Durante el paseo se consiguieron ver todas las allí descritas a excepción del Chorlitejo grande.


     Más adelante, camino de la Playa de Calamocarro pasó la única Gaviota de Audouin de la jornada. A pesar de ser una especie reproductora en Ceuta, que abandona la colonia en el mes de agosto, se siguen viendo habitualmente algunos ejemplares que pasan el invierno en la zona. Hasta ahora no hemos conseguido leer ninguna anilla, así que no conocemos el origen de las que están en este momento por nuestras costas.


     Ya en la Playa de Calamocarro vimos los primeros Cormoranes.


    Al final de la misma playa se suelen ver muchas limícolas, en esta ocasión localizamos un grupo de 22 Vuelvepiedras, acompañados por otro Andarríos chico y una Lavandera blanca.

 


   Fue allí donde nos encontramos con la primera Alca, un ejemplar que pescaba a menos de 50 metros de la orilla. Posteriormente, y ya pasada la Playa de Punta Blanca y la Punta de Benzú, observamos otras dos que se acercaron mucho más a las rocas de la orilla, y que se dejaron fotografiar durante un buen rato.









    Desde ese punto conseguimos ver los únicos 5 Alcatraces de la jornada. Es una sensación personal, pero este año parece que hay menos ejemplares de esta especie, que se ha visto gravemente afectada por la gripe aviar. Al final del invierno tendremos una idea más clara de la situación, pero de momento la situación no parece buena.

    Con estas observaciones dimos por finalizado el recorrido, ya que en la Playa de Benzú se encontraban unas 40 Gaviotas reidoras y otras tantas Patiamarillas que salieron volando espantadas antes de que pudiéramos acercarnos.

    Durante el regreso al punto de partida tuvimos la ocasión de volver a ver un alca pescando cerca de la costa, compartiendo territorio con un Cormorán grande.




      Una entretenida mañana en la que pudimos observar todas las especies habituales y disfrutamos de la "sorpresa" de las Alcas muy cerca de la costa. Muy buen resultado el de los paseos ornitológicos, que nos están haciendo conocer mejor la situación de las aves de Ceuta, generando una interesante base de datos al registrar todas las observaciones en la aplicación de EBird. ¡Únete a nuestros Paseos Ornitológicos!

      Nota: las fotos de esta entrada son de varios de los participantes en el paseo: José Manuel Pérez, Blanca Valero, Andrés Martínez y Joaquín López.

domingo, 20 de noviembre de 2022

BIOMARATÓN DE OTOÑO LETAL

   Aprovechando que del 18 al 20 de noviembre participábamos en el Biomaratón de Otoño, salimos a recorrer las playas buscando aves, plantas e insectos para hacer listas de EBird o iNaturalist. Lamentablemente, las circunstancias nos obligaron a incluir otra aplicación en nuestras observaciones: ICAO (Inspección Costera de Aves Orilladas).

   La tarde del viernes recorriendo la Playa del Tarajal localizamos dos ejemplares muertos y otros dos en muy mal estado, que recogimos para intentar recuperarlos. Se trataban de cuatro gaviotas patiamarillas adultas y de gran tamaño, las dos supervivientes con un plumaje totalmente inmaculado.






   Lamentablemente, el sábado por la mañana sólo una de las dos gaviotas seguía con vida, algo que era de esperar porque una de las rescatadas se encontraba en bastante mal estado la tarde anterior.


   Las malas noticias continuaron en la tarde del sábado, cuando nos llegó la noticia de que unos jóvenes habían encontrado un Alca común incapaz de volar en la Playa de la Ribera. Casualmente, una de nuestras compañeras pasaba por allí y la recogió a la espera de que Miguel Ángel pudiera revisarla.






    Después de comprobar de que su estado era muy grave quedó ingresada en la Clínica, aunque murió a las pocas horas.

    Para terminar el fin de semana el domingo nos acercamos a Santa Catalina a echar un vistazo por allí, y nada más llegar nos encontramos con otra Gaviota patiamarilla adulta muerta. Como los otros, otro ejemplar de gran tamaño y con el plumaje en buenas condiciones, fallecido en las últimas 48 horas.


   

   Por las noticias que nos llegan a través de redes sociales y grupos de whatsapp, parece que este está siendo un fin de semana complicado para las aves marinas. Los fuertes temporales que se están produciendo en el Atlántico están animando las costas con gaviotas norteñas (tridáctilas, groenlandesas, hiperbóreas, etc.), pero también está dejando un montón de cadáveres en nuestras playas. Por otro lado, la llegada de invernantes también implica que puedan arribar ejemplares infectados de la temible Gripe A, con el consiguiente peligro de transmisión a las aves locales. 

   De momento los temporales no han llegado a las costas de Ceuta, y las gaviotas encontradas no tenían síntomas de Gripe A, por lo que muy posiblemente los cadáveres encontrados estén afectadas del dichoso síndrome parético que tanto daño está haciendo a las gaviotas grandes. Seguiremos atentos los próximos días a las playas para ver como evoluciona la situación, pero sin duda este fin de semana hemos tenido un Biomaratón de Otoño letal.




domingo, 30 de octubre de 2022

EMPEZAMOS CON LOS RESCATES DE PARDELAS

   Un año más las Pardelas cenicientas (Calonectris diomedea) sufren los efectos de la contaminación lumínica a su paso por las costas de Ceuta. A pesar de que la obras del Mercado Central han disminuido la intensidad del alumbrado en la Playa de la Ribera, el resto de las playas de la Bahía Sur siguen excesivamente iluminadas, y las luces de la ciudad continúan siendo una trampa inevitable para las jóvenes pardelas.

Bahía Sur de Ceuta por la noche



A pesar del apagado por las obras, las luces de la ciudad siguen deslumbrando a las pardelas.




   Después de unos primeros días tranquilos, a partir de la noche del 27 de octubre se empezaron a ver numerosos ejemplares acercándose a la orilla de las playas. El incremento de las observaciones de la noche del 28 de octubre hacía presagiar que pronto encontraríamos los primeros ejemplares accidentados, confirmándose desgraciadamente en la mañana del sábado 29 de octubre. 

   La primera pardela accidentada fue recogida con vida en la Playa del Chorrillo por Violeta y Víctor, y después de ser revisada pudo comprobarse que se encontraba en buen estado. Fue anillada y liberada en la Playa del Desnarigado para que pudiera reunirse con sus compañeras.





   Peor suerte tuvo otra pardela que se adentró más en la ciudad, localizada en los alrededores del antiguo Hospital Militar. Cuando fue rescatada se comprobó que tenía graves lesiones, muy posiblemente ocasionadas por ataques de gatos, falleciendo poco después.



   Como veis, a pesar del trabajo de los voluntarios, no siempre es posible evitar las muertes de las pardelas accidentadas, especialmente desprotegidas si se adentran en la ciudad, ya que pueden ser víctimas de atropellos, vandalismo o por ataques de perros, ratas y gatos. Desgraciadamente, LA CONTAMINACIÓN LUMÍNICA MATA, por eso pedimos la colaboración de todos los ciudadanos que se puedan encontrar con alguna de esta aves para que las retiren inmediatamente de la vía pública, introduciéndolas en una caja a oscuras, llamando posteriormente al 112. Para más información podéis consultar este post de nuestra compañera Andrea en su cuenta de instagram @al_rescate_deaves.

https://www.instagram.com/reel/CkS6IuFqQHN/?igshid=MDJmNzVkMjY=


viernes, 6 de mayo de 2022

¿QUIEN ESTÁ MATANDO GAVIOTAS?

   Los primeros días de mayo estamos viviendo una auténtica masacre de Gaviotas patiamarillas en Ceuta, algo que se está convirtiendo cada vez más habitual en nuestra ciudad. Las muertes llevan claros síntomas de intervención "humana", principalmente por envenenamiento, pero también por otros métodos más crueles, como es el caso, de este ejemplar encontrado achicharrado, quien sabe si antes o después de morir.


   Algunos han aparecido orillados en playas, e incluso dentro del puerto.




  Pero donde más se está notando esta mortalidad es en techos de naves y edificios públicos. Especialmente dantesca era la situación del día 3 de mayo en los techos de las naves del Muelle de Poniente, lugar donde fueron observados cuatro ejemplares muertos. La zona se encontraba prácticamente vacía de gaviotas, y recordamos que allí este año se obtuvo la primera observación para Ceuta de Gaviota del Caspio, y la primera lectura de anilla de Gaviota cana.






   Los días pasan y nos siguen llegando noticias de más muertes, y el 4 de mayo nos comunicaron la presencia de tres cadáveres más cerca de la Puerta Califal, aunque alguien comentó por redes sociales que el día anterior en el mismo tejado habían aparecido 6 muertos más.

    Está situación no es nueva, el año pasado durante los meses de abril y mayo confirmamos la "desaparición" de hasta 5 gaviotas anilladas en el centro de la ciudad por el mismo motivo, incluyendo en algunos casos a sus parejas, acabando fulminadas en el mismo nido. Estas son tres de las gaviotas "desaparecidas".





   Pero la crueldad no acaba aquí. También hay otras causas de muerte, como este ejemplar que se localizó en el Parque Juan Carlos I, en una zona donde suelen reunirse los jóvenes a escuchar música y tomar bebidas alcohólicas. En ocasiones hemos sido testigos de como algunos se divierten atrayendo a las gaviotas con comida, para luego apedrearlas o lanzarles latas de bebidas. Probablemente, esa fue la causa del triste final de esta desgraciada, con el cráneo destrozado.


   Aunque los métodos cambian, el fin es el mismo desde hace muchos años. En 2016 ya denunciamos desde este blog y ante el SEPRONA (¡Esto es la guerra!) la muerte por arma de fuego de varios ejemplares también en el centro de la ciudad, sin que nadie abriera ninguna investigación al respecto. La muerte de gaviotas no interesa al SEPRONA ni a las autoridades, más bien parece ser bienvenida, ante las protestas de algunos por las molestias que ocasionan durante el período de cría.


   Y mientras, la población de Gaviota patiamarilla sigue disminuyendo a una velocidad alarmante, como lo demuestran diversos estudios realizados en el norte de España: un 56% en Euskadi y hasta el 70% en Galicia en lo que va de siglo XXI. En estos enlaces podéis ampliar información; 

  Euskadi - Galicia

   Además de los ejemplares muertos, se llevan rescatadas cinco gaviotas más gracias al trabajo de un pequeño pero muy activo grupo de voluntarias que han salvado a una Audouin y cuatro patiamarillas de una muerte segura.







    La situación se ha descontrolado, se trata de una masacre consentida por las autoridades que no solo pasan del tema sino que lo han venido fomentando  con campañas agresivas de "control de plagas" divulgadas incluso en colegios e institutos, consiguiendo que cale un sentimiento de odio entre una parte de la población hacia las pavanas que se les está yendo de las manos. Ahora mismo cualquiera se cree con derecho a matar gaviotas y lo están haciendo. 

   Si esto sigue así pronto estos métodos afectarán a otras especies, y Ceuta se puede convertir en un reguero de cadáveres de animales y aves.

    Nuestra asociación siempre ha aceptado una razonable actuación para el control de la población de Gaviota patiamarilla,  siempre relativa a la que nidifica en el casco urbano. Pero estas actuaciones tienen que ser realizadas por personal cualificado y supervisadas por los técnicos de la Ciudad. El uso del veneno de forma indiscriminada y por personas sin formación puede resultar un desastre ecológico que no se puede consentir. La Ciudad debería tomar medidas urgentes ya, analizar los cadaveres para confirmar las causas de las muertes e investigar para localizar a los culpables y saber... ¿Quién está matando gaviotas?